_______________________________________________________________________________________________________________________________________________

lunes, 30 de agosto de 2010

"Crónica de una Muerte Anunciada" - Una partida de Dungeons & Dragons Miniatures (I)


Bandas de héroes, monstruos y ajenos a este plano se enfrentaron en el campo de batalla una vez más. El resonar de los aceros creaba ecos en el frío aire del atardecer mientras rayos de luz, explosiones y gritos de terror daban una atmósfera extraña al conjunto. Ningún caminante casual que pasara por allí hubiera sobrevivido a la contemplación. Dos bandas, un campo de batalla, un dado, y montones de tarjetas de personaje. Los típicos elementos de una escaramuza de D&D Miniatures.

(Pinchad para ampliar)

Aunque muchos ya lo conocerán, no está de más resumir de qué va el juego. Simplemente, cada uno de los jugadores (dos por regla general, aunque con arreglos pueden incorporarse más) escoge una banda (de hasta ocho personajes y criaturas, o 200 puntos máximo) de las miniaturas disponibles en la caja. Al tratarse de un juego coleccionable, los métodos de adaptar la banda a según qué gustos o capacidades de cada uno de los integrantes del grupo varían, pudiéndose hacer combos y demás que puede eliminar fácilmente a uno o más personajes del contrario, aunque todo depende en última instancia del dado, elemento fatídico donde los haya. En nuestro caso, tenemos un mismo fondo común de miniaturas de las que vamos tirando dependiendo de la banda que nos apetezca formar en ese momento. Han sido previamente seleccionadas y compradas en diferentes tiendas online americanas, ya que sale mucho más rentable a la larga el comprarlas por ese método que no esperar a que te toquen a la suerte en los "booster pack" que venden carísimos en España (como los cromos, totalmente aletorias, incluso pueden tocar repetidas).

(Pinchad para ampliar)

La última batalla jugada fue realmente un auténtico desastre para el grupo malvado, que se enfrentó a las hordas de la luz en una batalla igualada en principio, pero desigual conforme los hados del destino jugaban sus cartas. Tras un comienzo prometedor, con diferentes planes de batalla (esto es, combos preparados con distintos personajes, pensados para diezmar las tropas enemigas), la suerte comenzó a caer de lado de los buenos (¿que raro, no?), y eso que Van Richten no estaba presente en ese momento para destrozar la balanza aún más si cabe. ¿El resultado? Tras varios enfrentamientos, conjuros fallidos y cargas de última hora, las hordas de la oscuridad se vieron seriamente diezmadas por gritos de guerra aterrantes, flechas bien apuntadas y conjuros potenciados. Es lo que tiene el sacar varias veces un mísero 1 en un dado de veinte caras, y uno de los motivos por lo este juego puede resultar tan devastador a pesar de planear todo al milímetro (con los márgenes que te da la impredicibilidad del contrincante, claro).

(Pinchad para ampliar)

Finalmente, con las hordas de la oscuridad en desbandada, su líder, un Inspirado surgido del mundo de Eberron no pudo hacer nada frente a la destrucción y el caos (¿no queríais caos? ¡Pues toma caos!) propiciado por los repugnantes y, oh, bondadosos seres divinos, elegidos de entre la mayor de las bondades para propugnar el bien allá donde pisan. La Luz venció a la Oscuridad, pero no sin antes ofrecer una dura resistencia heroica de un sólo miembro frente a cuatro enemigos.

El mapa utilizado de los que vienen en la última caja básica (el Starter de War Drums) es el "Field of Battle", que permite bastante cobertura al principio, pero que luego va haciéndose más y más cerrado conforme se encuetran las bandas. Las miniaturas utilizadas para esta ocasión han sido (con algunos puntos de más añadidos):

*Hordas de la Oscuridad: Inspired Lieutenant (Comandante, 45), Yuan-Ti Halfblood Sorcerer (Co-comandante, 51), Yuan-Ti Malison (26), Grell (26), Lolth's Sting (7), Caller in Darkness (53).

*Ejércitos de la Luz: Warden of the Wood (Comandante, 46) , Warbound Impaler (52), Wild Elf Warsinger (9), Nentyar Hunter (47), Free League Ranger (25), Wild Mage (29).

3 comentarios:

Cyram dijo...

Bueno, es cierto que este juego puede ponerte de los nervios cuando ves que por mucho que te prepares la estrategia, empiezan a salirte 1, 4, 6, 11... xD y que estas tiradas no solo no remontan sino que hacen que la mayoría de tus bichos pierdan sus hechizos al lanzarlos mal o bien, que terminen huyendo despavoridos por fallar las tiradas de moral.

Pero bueno, también habrás de reconocer que las tropas representantes de la luz y la justicia tenían que ganar si o si. jojojojo Al fin y al cabo, es lo que suele pasar en toda aventurilla que se precie... ^^

Loren dijo...

Sí, desgraciadamente los malos suelen perder más a menudo, aunque he visto a las tropas de la luz batiéndose en alocada retirada y siendo masacrados por mis columnas de calaveras, orcos aullantes y lobos bestiales vampíricos prácticamente imbatibles. XDD

Es lo que tienen los juegos de azar, que si salen tiradas malas... chungo lo llevas.

sharkrpg dijo...

Aunque sea con más de 3 años de retraso,muchísimas gracias por esta reseña.Además de amena de leer,ha sido bastante útil,porque he visto una oferta de este juego con un booster,y me he evitado una compra innecesaria.
El juego está bien,pero aunque me encanta D&D,para juegos de escaramuzas tengo ya el Mage Knight con 70 figuras,y uno tiene que seleccionar gastos para ahorrar un poco.

Related Posts with Thumbnails
Subir a Inicio